Evitando a los Hipócritas

happy-mask“Y les advirtió: Tengan cuidado con la levadura de los fariseos, es decir, su hipocresía” (Lucas 12:1b, NTV).

De acuerdo a la Real Academia Española, hipócrita es uno “que actúa con hipocresía” i.e. el “fingimiento de cualidades o sentimientos contrarios a los que verdaderamente se tienen o experimentan.”

Uno que deliberadamente y como hábito aparenta ser piadoso cuando sabe que no lo es.

Pero el término mismo es una transliteración del Griego hypokrites, que en general significaba “actor teatral, un actor de escenario”.

Estos usaban diferentes caretas y vestuarios, representando diversos papeles en el Teatro Griego e interactúan con un público que aplaudía sus interpretaciones.

El diccionario Griego dice que figurativamente el hipócrita es “uno que dice una cosa, pero hace otra”; una persona de dos caras, uno cuyas palabras no concuerdan con su práctica.

El concepto viene del griego hypo, “debajo” y krino, “juzgar”. De allí que la idea es juzgar a alguien por una máscara que se coloca encima de su persona real. Este es alguien que profesa una cosa pero que su conducta no coordina con su práctica. Uno que sostiene una cosa, pero que se conduce de una manera diferente.

En el Nuevo Testamento la palabra “hipócrita” se usa en las narraciones sinópticas, en relación con los juicios de Jesús sobre los fariseos y escribas.

Jesús habló duramente de actores teatrales religiosos que lideraban al pueblo, sin embargo sus palabras son aplicables en el contexto de la Iglesia de Hoy.

El nos mostró algunas características para reconocerlos. No obstante, solo mencionaremos algunas de ellas por falta de espacio y tiempo,

1. El Hipócrita se juzga orgullosamente a sí mismo como mejor que otros.

Mateo 7:5

!Hipócrita! saca primero la viga de tu propio ojo, y entonces verás bien para sacar la paja del ojo de tu hermano.

Estos eran usualmente culpables de aquellos pecados que ellos criticaban.

Lucas 18:11 El Fariseo puesto en pie, oraba para sí de esta manera: ‘Dios, te doy gracias porque no soy como los demás hombres: estafadores, injustos, adúlteros; ni aun como este recaudador de impuestos. 12 Yo ayuno dos veces por semana; doy el diezmo de todo lo que gano.’

Jesús advierte a sus discípulos a evitar el mal ejemplo de los tales, especialmente en lo que respecta a su autojustificación por la práctica externa de su religión y autoconfianza errada de los mismos.

Mateo 5:20

Porque les digo a ustedes que si su justicia no supera la de los escribas y Fariseos, no entrarán en el reino de los cielos.

Aquellos que entrarán en el reino de los cielos no solo que han sido justificados posicionalmente sino que también practican la justicia, viven justamente de acuerdo a las normas de Dios, no por apariencias externas; sino porque sus corazones han sido genuinamente transformados (Heb.8:10).

Adicionalmente la marca del Cristiano que posee una fe salvadora es su espíritu de mansedumbre (Gal. 6:1).

2. El Hipócrita vive su vida de apariencias externas sin embargo, está sucio por dentro.

Jesús dijo

Sino que hacen todas sus obras para ser vistos por los hombres” Mateo 23:5 (NBLH) i.e. “para aparentar” (NTV).

Quién se atrevería a beber de un vaso que se muestra limpio externamente pero por dentro esta sucio.

Mateo 23:25

!!Ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! porque limpiáis lo de fuera del vaso y del plato, pero por dentro estáis llenos de robo y de injusticia.

El Gran Rey del Universo no es la excepción, el no bebe de vasos sucios, ni estos son usados por El para su servicio, aunque los hipócritas se autoconvenzan que si lo son (e.g. Mat. 7:22-23).

De hecho el Señor demanda a sus vasos limpios (sus verdaderos siervos) que se aparten de los palabreros que predican pero no practican.

2 Timoteo 2:16 Mas evita profanas y vanas palabrerías, porque conducirán más y más a la impiedad.

Los siervos verdaderos, sus instrumentos deben de separarse de aquellos que mencionando el Nombre del Señor viven de continuo haciendo lo malo, practicando la hipocresía sin genuino arrepentimiento (v.19).

21 Así que, si alguno se limpia de estas cosas, será instrumento para honra, santificado, útil al Señor, y dispuesto para toda buena obra.

1 Corintios 5:11 (PDT)

11 Lo que les digo es que no tengan nada que ver con ninguno que diciendo ser hermano en Cristo, practique pecado sexual, robe, adore ídolos o insulte a los demás, o que sea borracho o estafador. Ni siquiera se junten a comer con ese tipo de gente.

3. El Hipócrita está ceremonialmente impuro.

Mateo 23:27

!!Ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! porque sois semejantes a sepulcros blanqueados, que por fuera, a la verdad, se muestran hermosos, mas por dentro están llenos de huesos de muertos y de toda inmundicia.

De acuerdo a la Ley de Moisés, el tocar los huesos de un muerto o una tumba contaminaban ceremonialmente a las personas, (Num. 19:16).

Pero estos liderando al Pueblo, y posando como sus “ministros” contaminaban a quienes ellos tocaran, e influenciaran.

Lucas 11:44

!!Ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! que sois como sepulcros que no se ven, y los hombres que andan encima no lo saben.

4. El Hipócrita en el contexto de la Iglesia, es un experto en crear grupos de amigos predilectos (discriminando al resto de hermanos, mostrando favoritismos y parcialidad evidentes).

1 Corintios 3:4  Porque cuando uno dice: “Yo soy de Pablo,” y otro: “Yo soy de Apolos,” ¿no son como hombres del mundo?

1 Corintios 11:19 Porque es necesario que entre ustedes haya bandos, a fin de que se manifiesten entre ustedes los que son aprobados.

20 El resultado de esas divisiones es que la cena que ustedes toman en sus reuniones ya no es realmente la Cena del Señor. 21 Porque a la hora de comer, cada uno se adelanta a tomar su propia cena; y mientras unos se quedan con hambre, otros hasta se emborrachan. 22 ¿No tienen ustedes casas donde comer y beber? ¿Por qué menosprecian la iglesia de Dios y ponen en vergüenza a los que no tienen nada? ¿Qué les voy a decir? ¿Que los felicito? ¡No en cuanto a esto!

Santiago 2:9

Pero si muestran favoritismo, cometen pecado y son hallados culpables por la ley como transgresores.

5. El Hipócrita en el contexto de la Iglesia seria juzgado duramente, si se atrevía a fingir tomando la Cena del Señor luego de haber menospreciado a los hermanos del cuerpo del Señor

1 Corintios 11:29 (DHH)

29 Porque si come y bebe sin fijarse en que se trata del cuerpo del Señor, para su propio castigo [juicio] come y bebe.

30 Por eso, muchos de ustedes están enfermos y débiles, y también algunos han muerto. 31 Si nos examináramos bien a nosotros mismos, el Señor no tendría que castigarnos, 32 aunque si el Señor nos castiga es para que aprendamos y no seamos condenados con los que son del mundo.

6. El Hipócrita habiéndose infiltrado en la Iglesia de Cristo, camina sin temor de Dios, pastoreándose y cuidándose a sí mismo.

Judas 1:12

Estos son escollos ocultos (manchas ocultas) en los ágapes de ustedes (fiestas espirituales de amor), cuando banquetean con ustedes sin temor, apacentándose (cuidándose) a sí mismos. Son nubes sin agua llevadas por los vientos, árboles de otoño sin fruto, dos veces muertos y desarraigados.

7. Finalmente en un futuro cercano el Señor les quitará la careta y juzgará su Hipocresía.

Mateo 24:51

y lo azotará severamente y le asignará un lugar con los hipócritas; allí será el llanto y el crujir de dientes.

Entre tanto, la recomendación del Señor es que

Mateo 13:30

Dejen que ambos crezcan juntos hasta la cosecha; y al tiempo de la cosecha diré a los segadores: “Recojan primero la cizaña y átenla en manojos para quemarla, pero el trigo recójanlo en mi granero.”

De allí la solemne advertencia de la Sagrada Escritura:

2 Timoteo 2:19 No obstante, el sólido fundamento de Dios permanece firme, teniendo este sello: “El Señor conoce a los que son Suyos,” y: “Que se aparte de la iniquidad todo aquél que menciona el nombre del Señor.”

Que aquel que juzga con ojos de fuego (Ap. 1:14), y quien quemará a los que no le temen, con fuego cuya llama no se apaga (Mat. 3:12) nos ayude a caminar en santo temor a la luz de estas palabras.

Pastor Peter Citelli.

© Todos los derechos reservados.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s